Gilsonita

La gilsonita se vende en la industria de la fundición como un ingrediente de valor añadido en las mezclas de arena fundida. La adición de Gilsonita facilita una fundición del metal limpia, uniforme y lustrosa formando una capa gaseosa entre el metal fundido y el molde de fundición que evita que la arena se pegue a lo fundido creando un acabado superficial uniforme. La Gilsonita posee un menor contenido en ceniza y azufre que otros aditivos carbónicos, una más rápida emisión volátil, un contenido más alto de carbono (35-38%) y puede usarse en menores cantidades. También se usa como estabilizador de las paredes del hoyo y control de filtrado para los fluidos base aceite.​